martes, 22 de mayo de 2012

Día 1: Tu libro favorito.

  ¡Esta sí que es díficil! ¡El primer día y ya está la pregunta más dificil! Mi libro favorito... ¡Bueno, bueno!. Me he leído tantos libros que no sabría qué decirte. Pero lo que sí puedo decirte es que un libro que me leía de pequeña mil veces, todas las noches... Que me marcó en mi infancia, mi forma de pensar, e ¡incluso mi forma de vivir! Este libro es: Las aventuras del Pequeño Nicolás. Tengo todos los libros que han salido de él, y he puesto imágenes de algunos libros.
¿Por qué me gustaba tanto? Porque era una situación muy corriente, de estar en clase, en el recreo, peleas, insultos, compañeros empollones, etc, y yo me sentía totalmente identificada con él, y me reía muchísimo con las ocurrencias de Nicolás. Sus pensamientos son tan simples que a veces dan ganas de darle la razón, pues no se complica la vida como ''los mayores''. Cada vez que intenta algo, y lo consigue, la gente no lo elogia, pero en cambio, si lo intenta y sale malparado, la gente lo castiga. Es un libro totalmente cómico, y recuerdo que de pequeña, me leía un capitulo de estos libros al azar (Cada capítulo es independiente, son como minicuentos con los mismos personajes) en la cama, y después me iba a dormir con una sonrisa en la cara. Fuese adonde fuese, me llevaba un libro de la serie de Nicolás. Recuerdo la mayoría de nombres de sus amiguetes: Godofredo, Rufo, Aniano... Había uno que pegaba a todos, otro que comía mucho, otro que era un hijo de papá y tenía todos los jugetes, otro que cuyo padre era polícia... Y cómo olvidar al Caldo, el vigilante del recreo que les amargaba los juegos.
  Siempre he pensado que Sempé es el mejor dibujante de textos infantiles, pues con pocos dibujos, pocas líneas, expresa un montón de cosas, muchas emociones, pensamientos...
  Goscinny tampoco se queda atrás. Pienso que hay que tener una mente maravillosa para crear esta serie de libros magníficos.


 
  Recomiendo leer estos libros a TODOS. Aunque parezca un libro para niños pequeños, no lo es. Y lo digo yo, que sigo leyendo estos libros algunas noches en las que me hace falta una sonrisa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ya sabéis, ¡Un blog funciona gracias a vuestros comentarios!