miércoles, 17 de septiembre de 2014

Del papel a la pantalla, el abuelo que saltó por la ventana y se largó.

  Bueno, parece que últimamente me estoy aficionando a ver películas, y la verdad es que es muy raro en mí. Lo he dicho siempre, los libros siempre le han dado mil vueltas a las películas pero la verdad es que me entra curiosidad por saber cómo han proyectado los directores del cine las ideas del autor. Hay veces que leo una escena y digo: ¿cómo harían esto en una película? y la verdad es que me entran ganas de verla. Un amigo mío vio esta película el mismo día que yo leí el libro, el de Jonas Jonasson, (Reseña aquí) y me dijo que había sido muy graciosa y divertida, y que no me la podía perder. Lo mismo le dije yo del libro, que era mortal. Él aún no ha leído el libro (y dudo que lo haga, ya que no es muy dado a ese tipo de cosas) pero yo sí que he visto la película.

  Bueno, el libro la verdad es que es muy gracioso y divertido, pero como ya comenté en la reseña, hay partes que se hacen pesadas y te dan ganas de eliminarlas, sobretodo aquellas que se remontan al pasado.

  Me he reído mucho con esta película y es divertida, pero si alguien duda entre verla o leer el libro... Si tiene poca paciencia, recomiendo la película. Pero, en cambio, si tiene ganas de disfrutar toda una tarde, recomiendo mil veces el libro.

  Sólo quiero añadir un pequeño apunte. Al primero de la banda de criminales de 'never again', Bulten (el que acaba muerto en un frigorífrico), ¿no os lo imaginabais con el pelo largo? Es sólo un pequeño apunte, y también he notado que no aparece el hermano del vendedor de salchichas. Lo he echado de menos, la verdad.

  Y bueno, ¡os dejo!

 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ya sabéis, ¡Un blog funciona gracias a vuestros comentarios!